A lo largo de la historia, el Estado ha desempeñado un papel muy importante en la economía, ya sea en su versión de Estado liberal, Estado de bienestar ó Estado neoliberal; dicho papel ha variado desde la no intervención y dejar que los mecanismos naturales de la economía se rijan por sí mismos hasta regular toda la actividad económica y financiera de un país.

Adam Smith: Liberalismo Económico - FinanzasZone
FinanzasZone: Adam Smith – Liberalismo Económico

Es en épocas de crisis donde se indaga si el papel del Estado en la economía ha sido el correcto; es aquí, donde se pueden apreciar las falencias de su actuar y además, es el momento en el cual se generan las sugerencias y se reestructura la intervención estatal en la actividad económica con el fin de que no se vuelva a presentar una crisis igual.

Las enseñanzas de las épocas de crisis muestran que un exagerado intervencionismo y una mano invisible en su máxima expresión no son las políticas adecuadas para el buen funcionamiento de la economía, pues ambos sistemas, tanto el de Estado de bienestar como el de Estado liberal y su posterior evolución a Estado neoliberal han afrontado crisis, en la medida que éstas hacen parte de los ciclos económicos.

Las peores crisis económicas y financieras por las que ha atravesado la humanidad, dada la magnitud, alcance y consecuencias se han producido en el Estado liberal y neoliberal. Pues éstas, han marcado y divido la historia en un antes y un después. Por tal razón, el papel del Estado debe estar determinado por una moderada intervención que permita un significativo crecimiento económico y no limite las leyes de la oferta y la demanda.

El modelo de Estado liberal está fundamentado en las libertades individuales y la propiedad privada, se caracteriza por un modo de producción capitalista y surge como crítica al Estado monárquico absolutista de los siglos XVII y XVIII finalizando con la revolución francesa y revolución industrial. De la mano de pensadores como Adam Smith y David Ricardo, aparece el liberalismo económico, el cual aboga por una mínima interferencia del Estado en la economía y donde la mano invisible se encarga de regular el orden económico.

El liberalismo concibe libertad absoluta en el ámbito económico: libertad de producción, libertad de competencia, libertad de mercado, libertad de trabajo, libertad de comercio y libertad de consumo. Pero dicha concepción cambia cuando  se da la crisis de 1929 y la gran depresión que estuvo presente en toda la década de los treinta.

El crack del 24 de octubre de 1929 donde se produce una caída del mercado de valores de Nueva York y la gran depresión de los años treinta, tienen sus causas en situaciones que se venían gestando desde tiempo atrás:

  • Sobreproducción. Después de la primera guerra mundial, la economía estadounidense venía creciendo a un ritmo considerable y las fábricas producían a niveles muy altos pero la demanda no crecía al mismo ritmo, ocasionando un desequilibrio y conllevando a la acumulación de stocks.

La caída en las ventas se pretendió frenar con el acceso a créditos bancarios para que la población adquiriera electrodomésticos y demás bienes de consumo hasta que dicha situación se confrontó con la economía real. Asimismo, en la postguerra, el sector agrícola sufrió una contracción por parte de la demanda europea y sumado a un aumento en la producción nacional desencadenaron una baja en los precios.

Además, la distribución de la renta era desigual, por lo que se limitaba el consumo a cierta parte de la población.

  • Especulación. Gran parte de las ganancias de los años veinte estaban representadas en las alzas de las acciones que cotizaban en bolsa, pues muchas empresas preferían adquirir dichos títulos y no invertían en mejorar la productividad. El boom llego a tal punto, que el valor de las acciones no estaba sustentado en la producción real de la compañía sino en la euforia de la demanda. En ese mismo sentido, cabe resaltar que parte de los dineros invertidos en el mercado bursátil fueron obtenidos mediante créditos bancarios.
  • Desorden monetario. Wall Street como centro financiero mundial, la pérdida del patrón oro y la dependencia a Estados Unidos convertidos en los principales acreedores, junto con el surgimiento de nuevos centros financieros (Londres y Paris), provocan cierta inestabilidad al crearse una competencia por préstamos entre el dólar y la libra.
  • Inflación crediticia. El crédito bancario se generalizó y surgió como una alternativa para contrarrestar la baja en el consumo. Además, durante la burbuja del mercado de valores, gran parte de los recursos invertidos eran provenientes de este mecanismo, donde la garantía eran los valores objeto de compra.

Dada la importancia e influencia  de la economía estadounidense, la crisis se internacionalizó y trajo nefastas consecuencias para la mayoría de países europeos y los que estaban estrechamente relacionados con éstos.

Dentro de las principales consecuencias de esta crisis se tiene que la tasa de desempleo se multiplicó rápidamente; las quiebras empresariales eran inimaginables, tanto de compañías del sector real como del financiero; contracción del comercio mundial como resultado de políticas proteccionistas implementadas por los países para hacer frente a la sobreproducción; el colapso del sistema de pagos internacionales y un prolongado periodo de deflación.

En este punto, se le hace una crítica al modelo de Estado liberal y su capacidad para autoregularse, dando paso, a la doctrina del intervencionismo estatal basada en las propuestas del economista británico John Maynard Keynes y su obra central “Teoría general de la Ocupación, el Interés y el Dinero”, la cual se fundamentaba en la demanda agregada, y dadas las circunstancias de la época establecía la intervención estatal para incrementar el consumo y la inversión, como medida para corregir el sistema capitalista.

Continúa leyendo – haz clic aquí –

Las Crisis del Liberalismo Económico: Estado Liberal y Neoliberal (I)https://i1.wp.com/finanzaszone.com/wp-content/uploads/2014/01/adam_smith_1655.jpg?fit=552%2C385&ssl=1https://i1.wp.com/finanzaszone.com/wp-content/uploads/2014/01/adam_smith_1655.jpg?resize=150%2C150&ssl=1Conney Marulanda LópezEconomíaCrisis,Economía,Estado Liberal,Estado Neoliberal,Gran Depresión,Liberalismo EconómicoA lo largo de la historia, el Estado ha desempeñado un papel muy importante en la economía, ya sea en su versión de Estado liberal, Estado de bienestar ó Estado neoliberal; dicho papel ha variado desde la no intervención y dejar que los mecanismos naturales de la economía se...